Cada día es mayor la competencia en todos los sectores, esto no es ninguna revelación. Negocios que siempre han funcionado “porque si” dejan de hacerlo y nuevos locales irrumpen con nuevas armas llevándose más y más clientela. ¿Te suena verdad?

Si estás leyendo esto, lo más probable es que seas el propietario de un restaurante y lo que buscas es atraer más clientela. Hay un punto de partida inevitable por el cual empezar… diseñar una página web.

Cada vez más gente busca dónde ir, y lo hacen por internet. Los móviles son el primer punto de contacto de tu restaurante y si no estás, es difícil que alguien se acuerde de ti. Si llegados aquí lo tienes claro, hoy te vamos a dar los puntos claves de cómo hacer una página web para tu restaurante.

Recomendaciones para hacer la página web de tu restaurante

Haz una página web rápida de ver

No te extiendas con un página web gigante y llena de pestañas, la navegación en dispositivos móviles es fugaz, en cuestión de segundos tienes que explicar que ofreces, donde estás y a qué precio… además de ser convincente.

Este ejemplo de diseño web es perfecto para tu restaurante, échale un vistazo y comprueba lo rápido que transmite la información del local.

Cuida el diseño, tu imagen lo es todo

Da igual si usas plantillas o prefieres embarcarte en un desarrollo de miles de euros, lo importante es que tu web sea un reflejo de tu negocio, que transmita aquello que te hace diferente y cuando lleguen los comensales se sientan en concordancia con lo visto. Colores, elegancia, el tipo de comida, todo se puede comunicar visualmente. La web de tu restaurante debe hacerlo.

Las mejores fotos son para tu web

No creas que 4 fotos con un móvil viejo, sin apenas iluminación van a convencer a los visitantes. Merece la pena conseguir una cámara de fotos, hoy en día todos conocemos a alguien que las tiene, es más, incluso podemos convencerles de que nos hagan ellos las fotos. ¿Qué tal a cambio de invitarle a una buena cena?

Si no es posible siempre puedes contratar a un profesional las realice. Con una inversión alrededor de los 100€ puedes lucir tu página web genial. Piensa en ello como una inversión, no un como un gasto. El gasto es tener el restaurante abierto, pero vacío por no convencer y llevar clientela.

Diseño Web adaptado a dispositivos móviles (responsive design)

Olvídate de todo lo anterior si tu web no está adaptada a dispositivos móviles. Google te penalizará llevándote al final de su lista de resultados y la gente que la visite directamente tendrá una mala experiencia de navegación y se acabarán marchando pronto y defraudados. Esto no supone una inversión extra para tu web, por tanto, exige que tu web sea responsive design.

Optimiza el Posicionamiento SEO de tu web

Este es uno de los más importantes. ¿De qué sirve tener una web estupenda y convincente, si nadie la va a encontrar?

Asegurate de que tu web está optimizada para salir en Google y otros buscadores. A esto, dentro del Marketing Digital lo denominamos SEO. No esperes que un amigo que hace webs, o un informático que controla de páginas, realice correctamente este trabajo. Sin conocimientos de marketing tu web será un bonito jarrón para colgar en casa. Una web sin visitas es tirar el dinero.

Posiciona tu restaurante localmente con Google My Business

Google My Business es el mayor directorio de empresas de España, ya explicamos en este artículo cómo posicionar tu negocio localmente los pasos para darte de alta en él. Si no lo haces será difícil que te encuentren en Google. Además cuenta con un sistema de reseñas de los usuarios y cuando hablen bien de tu negocio ganarás muchos enteros para ganar clientes.

La carta tiene que estar en la web

Nadie va a querer ir a tu restaurante si antes no sabe lo que ofreces. No vale con decir: comida casera, cocina italiana, etc. Cuando vemos un plato lo primero que hacemos todos es llevarlo a la imaginación, provoca ese deseo. No hay nada más convincente.

Si también tienes una carta de vinos espectacular, añádela también a la web, los paladares más finos te lo agradecerán.

El teléfono de contacto debe estar bien visible

Como hemos dicho antes, las visitas desde móvil son fugaces, la mayoría no llegarán al minuto en tu web. Por tanto asegurate de que el teléfono de contacto y/o el formulario estén bien visibles. Cuando alguien haga clic en el teléfono, automáticamente se debe activar la llamada del smartphone, nada de hacerles copiar o memorizar el número.

Enlaza tus redes sociales

Si tu restaurante está presente en las redes sociales enlaza tu web con ellas, si no lo está, ¿a qué estás esperando? Por muy poquito dinero al mes puedes tener tu propio community manager y llegar a muchísima gente y estar siempre en sus cabezas. Hoy en día sí o sí, hay que ser social.

Registra un dominio propio

Hay muchísimas plataformas que te permiten tener tu web gratis y hecha por ti. Todas tienen problemas por lo cuales no las recomendamos, estos solo son algunos de los más importantes:

• No conseguirás un diseño web profesional
• No conseguirás un buen posicionamiento SEO
• No tendrás dominio propio y los buscadores te quitarán papeletas para salir en las búsquedas.

Por la poca inversión que supone desarrollar un web y que cualquier restaurante puede pagar, no te la juegues y haz una página profesional. Suena duro, pero lo demás es invertir tiempo en vano.

Conclusiones

Si haces que tu web cumpla con todos lo puntos mencionado anteriormente es seguro que conseguirás más clientes para tu restaurante. No te embarques en un gran proyecto, hay soluciones muy efectivas que están pensadas para restaurantes y la inversión es mínima. Tampoco te recomendamos que la hagas tú mismo, ni que un amigo informático que controla un poco, una página web no es informática, es marketing digital y sin él, esto te lo aseguramos, no dará ningún resultado.

5 (100%) 1 vote